Antes del capítulo del día de hoy vamos a hacer un poco de resumen de la historia para que ni yo ni ustedes se pierdan, en especial para que yo no me pierda xD El resumen acompañado del ava del lindo de Nicholas Fox para todas sus fanaticas que se matan por el y estan bien locas ♥ Aunque les duela admitirlo, chicas, Nicholas, es mio! xD



Resumen de Aión: Storm of Chronos.
Capítulos 1-5.


Nuestra historia comienza cuando Jeanne Rennart llega a su nueva escuela en Londres desde Chicago. Desde que pisa la Yorkshire Advance Academy of Music se encuentra con chicos raros por todos lados. Primero se conocera con Aáron, un chico bastante problematico y demasiado atractivo para las hormonas femeninas, y no tendra una buena presentación con el comenzando su relación ya discutiendo. Luego conocera a sus compañeros de clases, Rose y Frederic, que la ayudaran al comienzo a adaptarse. También estara allí Nicholas, su compañero de banco, que aunque es inusualmente atractivo por su rebeldia y su mania por dormir a toda hora no le prestara mucha atención a la recien llegada.
En su paseo por los pasillos, nuestra mitad americana y mitad francesa, conocera a Lyla, una chica que parece solo preocuparse por captar las miradas de los chicos, pero que a su vez es bastante despreocupada por el tema. Por último se enterara que debe de compartir su habitación con Catherine, la que parece ser una de las chicas más populares y más lindas de la Academia.
En su primera noche, Cathy, organizara una fiesta en la habitación de ambas, lo que ocasionara problemas y dara por finalizada la fiesta y solo ocho se quedaran a jugar el juego de la copa, que Jeanne aseguraba que era lo que estaba de moda en Chicago.
En el juego descubriran que los ocho que se habian quedado tienen dentro de si a un gran personaje de la historia universal anhelando que se les cumpla sus deseos. Esos ocho, Jeanne, Aáron, Frederic, Rose, Cathy, Lyla, Matthew y Nicholas, se quedaran impresionados con esta verdad contada por El Destino y que cambiara sus vidas para siempre.
A partir de aquí cada uno debera de saber como afrontar esto, la mayoria lo aceptara seriamente luego de saber que a Jeanne, su antepasado, Juana de Arco, le envio una clara visión para que se de cuenta que todo era verdad y que ella estaba dentro de ella. Sin embargo, uno de ellos se encerrara en si mismo y no querra admitirlo, Aáron, por lo cual con la ayuda de Jeanne podra asimilarlo. A todo esto la competición de la academia se acercaba y también los chicos habian empezado a planear algo que ni Catherine, Jeanne, Nicholas o Aáron sabian. Pero mientras los chicos preparan cosas alegramente alguién los sigue desde las sombras intentando frustrar sus planes.

Y ahora si, el Sexto Capítulo de Aión.



Sexto Capítulo: Desesperación entre cuerdas.



La música nos abraza, nos conecta y nos vuelve un unico ser.
A pesar de la distancia, de los problemas, la soledad y los desencuentros, la música siempre nos unira y nos convertira en una unica melodia eterna.
Por eso, acaricia una vez más las cuerdas y abrazame.


Canción del capítulo (Sinfonia concertante para Violín, Viola & Orquesta de Mozart.)
Personajes.


Catherine no volvio hasta luego de la cena a su cuarto, con ella traia su viola y una cara que solo demostraba tristeza, aun así, Jeanne, no quizo preguntarle nada ya que hace poco que se conocian y no sabia si ella se encontraba en la posición correcta para ayudarla luego de que chocaran tantas veces. No salio ni una palabra de la boca de Cathy tampoco, esa noche, ni siquiera dijo su tipico "Buenas noches francesita" como ahora todos llamaban a Jeanne.
A la mañana siguiente, cuando Jeanne se levanto, Catherine ya se habia ido, incluso habia tendido la cama y con ella se habia llevado su viola a pesar de que por las mañanas no habia clases practicas.
La pelirroja salio se vistio, paso a desayunar al comedor donde se encontro con Frederic, Rose y Nicholas y se dirigio a sus clases. Su primer clase era Historia de la Música y Swan ya estaba en el salón cuando los chicos entraron, su cara denotaba emoción y felicidad.
- ¡Buenos Dias a todos! - Grito casi euforico el profesor a lo que sus alumnos se quedaron atonitos, en especial los de las dos primeras filas de bancos. Swan detuvo su mirada en ellos prestando atención a sus muecas. - Si quieren voces prodigiosas pueden irse a la clase de canto con los de 3ro B. - Respondio disgustado ante las caras de los chicos. - Bueno, tomemos lista de los presentes. - Empezo con la lista en orden alfabetica hasta llegar a la L donde se detuvo unos segundos mirando al grupo. Esto llamo la atención de Jeanne y Frederic, así que ambos también la buscaron con la mirada.
- ¿La señorita Leith donde se encuentra? - Pregunto Swan y todos se miraron entre si hasta que unos segundos despues todos giraron a ver a Jeanne.
- ¿Y por qué me miran a mi?. Sere su compañera de habitación pero no su guardaespaldas. - Dijo algo ofendida la chica.
- ¿No salio con usted de la habitación, Señorita Rennart?
Jeanne nego con la cabeza.
- Ya veo...Bueno, de la Academia no debe de salir, pero diganle que no se vuelva a saltear las clases, eso afectara a sus faltas. - El profesor termino de hablar y continuo tomando lista, al finalizar, dejo la planilla sobre su escritorio y tomo su libro de historia. - Bien, abran sus libros en la página 102, hoy estudiaremos a una de mis reinas favoritas, Isabel I de Inglaterra, nuestra Reina Virgen.
- Hora de dormir..- Dijo Nicholas poniendo el libro abierto asentado sobre la mesa para taparlo y recostando su cabeza en la mesa. Jeanne se habia entusiasmado al escuchar a quien estudiarian esa clase, ya que asi podria entender más a Catherine, pero al ver la actitud de Nicholas no pudo más que resoplar.
- ¿En que clase no duermes? - Dijo por lo bajo Jeanne para que Swan no los escuchara.
- En la de piano, ahi debes de tocar o tocar. - Dijo él sin abrir los ojos y sonriendo.
- Te detesto... - Jeanne abrio su libro en la página que correspondia y se encontro con un bello retrato de la reina. Se la veia imponente, aguerrida, bella con sus joyas pero sobre todas las cosas se la veia con una mirada que denotaba soledad. Los pensamientos de Jeanne se vieron interrumpidos por la voz de Swan.
- Nuestra Reina Isabel I, es una de las reinas mas importantes de la historia de nuestro país. Si bien ella era una princesa, y así nacio, paso a ser ilegitima cuando su madre, Ana Bolena, fue ejecutada por orden de su padre, Enrique VIII, lo que se cree que le trajo mucha tristeza durante el resto de su vida y que puede haber sido una de las razones por las cuales nuestra difunta reina, nunca encontro un esposo con el cual compartir su reinado. Sin embargo, con la muerte de sus hermanos ella debio tomar en sus manos la gran responsabilidad de llevar en sus manos a Inglaterra. Hizo grandes cambios en nuestro país, determinando la religión protestante que fue una tarea que su madre habia comenzado durante su tiempo de reinado.
Durante el reinado de Isabel I, las cuestiones económicas y la culturales tomaron gran importancia, fue una epoca de esplendor, fue la época isabelina. Ahora, con ayuda de sus textos realizaran un resumen de los grandes hechos de esta época...
- Profesor - Dijo Jeanne levantando la mano sin despegar la vista del libro.
- Si señorita Rennart...
- La Reina...¿Siempre estuvo sola?
- Oh, es una buena pregunta. Claro que hay rumores de romances de aquí y de alla, pero la reina fue una gran guerrera para su país y no tuvo muchos amigos y menos aun grandes amores. Al estar en lo más alto del poder, ella desconfiaba de quien se le acercara, cualquiera podria acercarsele con el unico proposito de utilizarla fingiendo ser su amigo. Se contaba que la reina era muy bondadosa pero no así tonta y que el hablar de matrimonio en su presencia no era buena idea, ya que el tema de por si, le daba asco. Pero también se dice que la reina era muy parecida a su madre, Ana, ya que era carismatica, histerica, enamoradiza y una defensora innata del protestantismo.
- ¿No acaba de decir que era reacia al matrimonio y que no se le conocen grandes amores? - Pregunto Rose.
- Era una enamorada en secreto, nunca daba a conocer sus amores, pero se dice que fue una enamoradiza por palabras de sus damas y de sus pocos amigos. - Dijo con mirada picara el profesor.
- ¿Alguna otra duda señorita Rennart?
- No, ninguna más, gracias profesor.
- Señor Fox, se que esta durmiendo, no intente ocultarlo.
Nicholas se levanto lentamente por detras de su libro.
- Pero si yo he estado oyendo toda la clase, la reina Isabel I fue una gran mujer, ¿no?
La clase se comenzo a reir y Swan, sin más remedio, solo se unio a ellas.
Al finalizar la clase todos tomaron sus cosas y salieron, al terminar el corto receso fueron al aula de matemáticas.
Pero por los salones de practica una viola se escuchaba sonar, pasando por todas las notas, combinando varias melodias, transmitiendo furia, enojo y tristeza en los altos y bajos. Su sonido grave se intensificaba más mientras continuaba la canción. Un chico al escuchar la melodia mientras caminaba por el pasillo con su violín se detuvo en la puerta del salón a escuchar. Lentamente saco el violín del estuche y se sento contra la pared junto a la puerta.
Rapidamente siguio la melodia de la viola, identificando la canción y uniendose al compas. Cerro los ojos y se dejo llevar. En ese momento, la violista, al escucharlo, comenzo a dar espacio a los movimientos del violín.
Los sonidos agudos de este y las partes que le tocaba tocar daban alegria a la canción que el violista intentaba hacer pasar por tristeza. En los movimientos en que se unian las melodias de ambos instrumentos quienes los portaban se complementaban, como si ambos tuvieran el mismo sentimiento, como si el violín quisiera transmitirle a la viola que no perdiera el ritmo, que siguiera por ese camino sinucioso que parecia marcar por más complicado que fuera continuar sosteniendo el arco en su mano. La viola en un momento consiguio mantener la armonia que debia de dar y consiguio apegarse perfectamente al sonido del violín llegando así al final de la sinfonia, como si el problema que molestaba a la violista se estuviera resolviendo y las notas lo notaban, así que comenzaban a dar un festin de dulces altos y bajos que celebran que al fin la sinfonia concluye, con un violín deliciosamente acariciado con el arco y una viola que lograba amoldarce a esas caricias, relajandose y tocando la verdadera canción que la vida le deparaba marcando asi, el final de la sinfonia.
Al terminar de tocar, la violista corrio a abrir la puerta y al mirar a su derecha se encontro a Matthew. Esté abrio sus ojos marrones claros y levanto la mirada corriendo así de su cara las largas mechas de su cabello, le sonrio a aquella rubia que estaba parada en la puerta llorando.
- Sinfonia Concertante para Violín, Viola y orquesta de Mozart...¿No?
Catherine asintio con la cabeza mientras aun lloraba.
- Me la se de memoria, la solia tocar cuando me sentia triste...pero el tocarla me hacia sentir aun peor, por no tener una viola que me acompañara.
- Ellas...Yo no quiero seguir andando con ellas. Se hacen llamar mis amigas y ni cerca de eso estan, yo quiero tener amigos de verdad, no quiero que me pase lo mismo que a ella...
Matthew la miro sin comprender mucho de lo que decia, así que la rubia continuo hablando.
- ...a Isabel...Ella me mostro, que a su muerte, no tenia muchos amigos, tampoco tenia una persona firme a su lado que la amara y la hiciera feliz...ella murio con mucho amor para dar, porque el amor a una nación y el amor a un hombre, son cosas distintas. Ella se entrego por su pueblo, pero nunca encontro ese hombre, que la pudiera hacer feliz...yo...yo no quiero pasar por lo mismo...- Dijo con la voz entrecortada. Catherine se dejo caer al piso aun con el arco en su mano y se echo a llorar en el hombro del chico que aun la escuchaba sorprendido. El chico se calmo y la tomo por la cintura acercandola a el y abrazandola.
- Tranquila, que ella sea tu antepasado no quiere decir que vayas a tener el mismo destino que ella. Es justamente eso lo que ellos desean, desean que nosotros no cometamos sus mismos errores, concediendoles la paz de que en esta vida, dentro nuestro, podran ser felices.
La chica poco a poco se calmo al escucharlo pero en un momento Matth dejo de escuchar su respiración agitada por el llanto.
- ¿Cathy?
El chico levanto suavemente la cara de la chica y se dio cuenta que ahora ella yacia desmayada junto a el. Como pudo se levanto del suelo y la levanto luego a ella cargandola entre sus brazos hasta la enfermeria de la academia.


- Lagartija rubia tonta...¿Sin comer desde ayer como no te vas a desmayar? - Jeanne estaba en la enfermeria junto a Rose y a Lyla, los chicos se habian quedado afuera. Catherine estaba en la cama mirando con la mala cara a la pelirroja por sus palabras. La enfermera entro con una bandeja con el almuerzo.
- Señorita Leith, la proxima vez por favor respete los horarios de comida, sabe que con su salud algo delicada no puede pasar de las comidas a su gusto. - Le dijo la enfermera dejando la bandeja sobre la mesa que tenia la cama de Catherine.
- ¿Salud algo delicada? - Dijo Matthew mientras entraba seguido por Frederic, Aáron y Nicholas.
- Soy propensa a enfermarme facilmente, no naci con muy buena salud que digamos. - Contesto Catherine mientras observaba como los chicos entraban. La enfermera los dejo a todos solos y se dirigio a su oficina a seguir con su trabajo.
- ¿Puedo preguntar por que estan todos aquí? - Dijo Catherine frunciendo el ceño al ver a los siete chicos allí reunidos alrededor de la cama.
- ¡Nos saltamos las clases! - Respondieron animadamente los chicos y Lyla.
- Estabamos precupadas - Dijeron por su parte seriamente Rose y Jeanne.
- Ok, les creo a todos menos a la francesita...- Dijo Catherine.
- ¡Hey!, ¡Esta bien que seas una lagartija rubia pero me preocupo por vos ¿sabias?!
- Gracias... - Dijo Catherine intentando sonar amable y girando la mirada para que ellos no pudieran ver como su cara de ponia roja. - Gracias a todos por preocuparse.
Rose y las chicas sonrieron mientras que los chicos se rieron.
- Bueno, hay que dejarla descansar, así que vamos, caminen. - Dijo Rose.
- No, yo me quiero perder las clases, no seas mala Rose. - Dijo Frederic quejandose como un nene chiquito mientras era empujando por la jefa. Obedientemente todos se despidieron de Catherine y salieron, excepto Matthew que se quedo dentro. Se acerco a ella y beso su frente mientras la rubia estaba descuidada. Ella giro rapidamente la mirada hacia el y se puso completamente roja como un tomate.
- Ya ves que no estas sola, y que puedes contar siempre conmigo...Mi reina... - Matthew tomo la mano de Catherine y la beso delicadamente como si realmente fuera una reina.
- Agh, ya vete mujeriego... - Dijo Catherine nerviosa por la situación. Matthew se volteo y comenzo a caminar hacia la salida, en la puerta se detuvo y se rio.
- Es la primera vez que le digo algo en serio a una mujer. - El chico salio del lugar y Cathy empezo otra vez a llorar, pero esta vez no de tristeza, sino de alegria, porque sabia que ahora contaba con amigos para que la ayuden y sabia que en el fondo de su alma, Isabel, también estaba feliz.



-----------------
Como me gusta este par, ojala terminen juntos ♥ (?) re que soy yo la que escribe xD
Espero que les guste este capítulo, ahora me voy a comer algo!



|

8 comentarios:

Anónimo dijo...

Invitameee lo que comassss!! shiii? *-*
Wuenoo hare mi peticion para su sabiduria...
Que se queden juntos sii? se ven lindos xD
Algo mas... yo queria para mi propiedad Nicholas... ademas yo pedi el avii Jum!
adore la imagen me enamoreee xD
Me alegro muxo que cathy haya entendido quienes eran sus amigos en verdad n.n
Byeee besoss!!
PD: buena musica que eligiste va muy bien con la historia y lo que nos querias dar a entender.
excelente!
cuidee muxo y escriba mas =D
Marcia =P

Cristal-Hime dijo...

muyyyyy lindo cap ^^

y ya, bueno, te dejo a Nicholas xD, total sabes q ya me aleje del amor y ahora prefiero estar sola que enamorada y padeciendo (??)

esa es la letra de una cancion jojojo

te quierooooooooo (LL)

me gusto la pereja que hacene sos dos x9

Anónimo dijo...

buen capiituullooo!!
jejejeje!
la verdad q hacen buena pareja esos dos...ademas de q se entienden bien como musicos!
segui escrbiendo asi q cada vez va mejor...tomando mas color todo...
ademas de q siempre aparezca algo q ni se esperaba...bien ahi con el factor sorpresa...
jajajaa!
saludos...
Manu

musou-hana dijo...

capitulo seis leido

wooo esos dos... van a terminar...genial! :D


xD

ya que de paso de amigos tambien puede tener novio la señorita lagartija rubia

wiii me gusta

continualo rapido *-*

saludos!

Anónimo dijo...

Que lindo capitulooo, ahora me esta empezando a caer bien la ridicula y anorexica rubia tonta.
Creo que ha empezado a sentir el peso y el compromiso de lo que sucedio la noche con las velas y la copa.
Por otra parte,Matty (Mattew) es un amor, me robo el corazon con ese gesto que tuvo con la lagartija..

Sigue escribiendo..

Tu Maaa

Anónimo dijo...

Cmo e dijo comento los cap 4 5 i 96 aca porqe los lei a los tres seguiditos i ni da comentar toodos xD
Me gustaron los tres, sobre todo la coneccion qe ai entre La lagartija rubia i ese Matiiuuu :P jeje cmo se escriba xD
Tengo muucho sueño, asiqe me re voi, vas bien amiga! i si, qe terminen juntos =)
Besote!!
I cuida a Lola papncha ¬¬
Te quiero ♥
Florii..

Anónimo dijo...

jajaj cap 96? xD
Cualqui =P
vos me entendiste! =P

Anónimo dijo...

vengo a comentar sino yami se enoja...y nadie quiere a yami enojada u_u
las criticas q tenia ya te las dije en el msn...asi q solo queda decir q me viene gustando bastante la historia n_n...este capitulo fue muy bueno xD, ah y lo q no me gusto del 5 es q era largo xD
mañana me termino de poner al dia asi no me boxeas (?)
bueno, escriba mucho, y valla por muchas visitas mas (?)
chauchas ^^

chovi xD